sábado, 25 de abril de 2009

El "cerrado" y "endogámico" mundo editorial

.

EUROPA PRESS, 11 de marzo de 2009

Ildefonso Falcones lamenta las dificultades para acceder al "cerrado" y "endogámico" mundo editorial

VALENCIA, 11 Mar. (EUROPA PRESS)



El autor de 'La catedral del mar' realizó estas declaraciones durante un encuentro con los medios junto a la directora general del Libro, Silvia Caballer, antes de participar en la campaña de animación lectora 'Escritores en la Biblioteca Valenciana con niños y jóvenes'.

Para Falcones, cuya novela fue rechazada hasta en siete ocasiones por distintas editoriales hasta que Grijalbo la convirtió en un best-seller que ha vendido más de dos millones de copias en castellano y que se ha distribuido por 32 países, fue "muy difícil encontrar a alguien en el mundo de la literatura que le dijera que su novela era buena", puesto que, según dijo, "no se puede ir a tocar a la puerta de un editor directamente", explicó.

Por ello, recomendó a las jóvenes promesas que, como primer paso, se valgan de sus profesores de literatura para "perfeccionar" su obra. Después, el trabajo intelectual acaba y se convierte en un "producto" que encuentra sus trabas en la distribución. Un camino para publicar podría ser presentarse a premios, apuntó.

Asimismo, afirmó que "no sólo se puede aprender a escribir, sino que se debe aprender, pues no deja de ser una profesión" para la cual cada escritor sigue un proceso. En su caso, ha escrito "siempre" desde que tiene "uso de razón" para "evadirse de la realidad y de los problemas diarios". "Es una cuestión íntima" y de "realización personal", subrayó.

En su opinión, "el mundo de la literatura es maravilloso", en él, "cada uno desarrolla la imaginación y crea sus personajes a través de lo que propone el autor". Falcones confesó que él lee para divertirse y entretenerse. En este sentido, señaló que él mismo es su "lector ideal", por lo que intenta escribir lo que a él le gustaría encontrar en un libro.

Respecto a los best-sellers, el autor de 'La catedral del mar', manifestó que "nadie quiere escribir un libro que no se venda, un 'worst-seller'", dijo. "Un best-seller lo hacen las ventas no el escritor. El éxito lo decide el público, si el lector no lo compra y le gusta, difícilmente se convertirá en un best-seller", sentenció.

Falcones celebró así como un "éxito" el hecho de que una editorial estuviera dispuesta a publicar su obra, y que, además, haya obtenido un público tan amplio "es un sueño", añadió.

En cuanto a sus proyectos futuros, anticipó que prepara una nueva obra que, "si todo va bien, se publicará a lo largo de este año y será también una novela histórica, pero ni en el mismo siglo ni en el mismo emplazamiento", desveló. Reconoció que será "difícil" repetir el éxito de 'La catedral del mar', aunque confió en que también guste, puesto que su manera de escribir no ha cambiado, concluyó.

Por su parte, Silvia Caballer destacó el "atractivo" y el "misterio" que "atrapa" al lector en 'La catedral del mar', obra de trasfondo histórico que cuenta la historia de la construcción de la basílica de Santa Maria del Mar en el barrio Ribeira de Barcelona,

La novela se publicó en España en marzo de 2006, y alcanzó de inmediato un éxito extraordinario, dando lugar a un fenómeno editorial sin precedentes: tras una primera tirada de 85.000 copias, en abril del mismo año La catedral del mar ganó la cumbre de las clasificaciones españolas.

Hasta la fecha, el libro ha vendido en España más de dos millones de copias, y en Italia la editorial Longanesi está en la novena edición con 200.000 copias vendidas; los derechos de publicación fueron adquiridos por los principales países extranjeros (Gran Bretaña, Alemania, Francia, Polonia, China, Rusia, Brasil, Portugal, Holanda, Dinamarca, Noruega, Suecia, Finlandia, Grecia, Serbia, Turquía y Estados Unidos), y el libro sigue dominando las clasificaciones.

El escritor Ildefonso Falcones obtuvo el premio literario Boccaccio 2007, que se entrega en la localidad italiana de Certaldo Alto, de donde era originario el autor del Decamerón.

10 comentarios:

MiLaGroS dijo...

Me parece interesante este artículo. A veces alucinas que puedan publicar algunos libros y siin embargo que otros estén silenciados. Es injusto. Por eso hay que escribir por necesidad o gusto propio. Como medio de autorealización. Lo demás si viene vendrá. Un abrazo milagros

Jaime Riba dijo...

Holaa! Este jueves 30 de Abril del 2009 se representará en Vera (Almería), en el teatro regio, a las 20.00, la obra de Federico Garcia Lorca, Amor de D. Perlimplín con Belisa en su jardín. Hemos sido nominados para un importante concurso nacional, los Premios Buero Vallejo, por lo que necesitamos la máxima asistencia posible. Les esperamos! Besoos! :)

MarianGardi dijo...

Muchas gracias Ricardo, po traernos estos articulos tan buenos.
Ya vemos las dificultades para poder publicar.
Un abrazo

Helena Pahino dijo...

Hola!He visto que te hiciste seguidora de mi blog Con el ritmo,y me he ilusionado mucho.También me hice seguidora tuya.Me gusta tu blog.

María Socorro Luis dijo...

Llego aquí a través del blog de Marisa y me felicito.
Seguiré visitándote.
Saludos poéticos.
Soco

Jim dijo...

Hola,
Dime una dirección de e-mail donde escribirte. Tengo una información que quizá te interese incluir en tu blog.
Mi correo: janaru@gmail.com

Un saludo.

Marisol dijo...

El mundo de las editoriales... como para escribir una novela de suspenso.
Recibe un cordial saludo desde Berlín y un gusto haberte le´dio. Interesante artículo.

Athena dijo...

Sí a mi también me queda la sensación de que acabamos leyendo lo que unos cuantos quieren.

Un saludo y gracias por la visita.

Juan Manuel Rodríguez de Sousa dijo...

Pues yo estoy casi de acuerdo con lo que dice, pero no con el autor mismo. A mí siete rechazos me parece poco, y si la cifra es exacta, 85.000 ejemplares en una tirada es muchísimo, bueno, es una barbaridad para un escritor "cuasi" desconocido. En este caso, sí que se fabricó un best-seller digamos en el post-mercadotecnia, pues yo más o menos por la fecha de su tirada me encontré con una publicidad abrumadísima de la obra. Si la obra es buena o mala, no tiene nada que ver, (acaso es lo más importante?) pero este es un caso claro de NovelahistóricaCatedraltipoKentFolletqueaprovechamomentosparabestseller.

Ricardo dijo...

Gracias Amigos, yo tampoco leo best-sellers pero el artículo sobre el mundo editorial me pareció interesante.

Un abrazo.

Ricardo